954 370 550 - 954 374 862

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Más información

Acepto

LOYOLADesde que somos pequeños imaginamos cómo será nuestra vida de adultos. La vemos como algo muy lejano, como algo de lo que aún nos separan años y años…

Pero para nosotros, los de segundo de Bachillerato, esa vida para la que hemos hecho tantos planes, y sobre la que hemos fantaseado tanto, está a un paso. Es un año difícil, y nos está costando no pocos dolores de cabeza. Pero hay que decidir.

Afortunadamente, en esta decisión no estamos solos. Contamos con el apoyo de nuestras familias y nuestros profesores. Y hoy, 18 de diciembre, para ver si conseguíamos aclararnos un poco, se nos ha dado la oportunidad de ser universitarios por un día.

La Universidad Loyola de Sevilla nos ha acogido esta mañana, una universidad de nuestra misma familia. Iban con nosotros Juan Serrano y Lola Gelo, y además nos ha acompañado Patricia, orientadora, y Nerea, antigua compañera nuestra, ahora estudiante de Psicología en la Universidad Loyola.

Después de un estupendo desayuno, Ciencias y Letras nos hemos separado para ver las diversas salas de estudio, y la biblioteca. 

Muchos han salido de allí con la convicción de que han encontrado su sitio y lo cierto es que nos ha sido de grandísima ayuda a todos. 

ozio_gallery_lightgallery

Artículo de:  Libia Olivera Durán (2º BHS)

Este año la Convivencia ha tenido un sabor especial, sabemos que es la última de nuestro paso por el colegio. Los alumnos y alumnas de 2º de Bachillerato de ciencias y letras, como una sola familia, pasamos el día en la aldea de El Rocío. Compartimos vida, sueños y algunos miedos ante un curso muy importante y de grandes decisiones para nuestro futuro. Lo que no faltó, fue el deseo de echarle ganas, de vivirlo con sentido y de ayudarnos mutuamente.

Tras la visita a la Virgen y un paseo por la aldea, comenzamos las actividades. Primero, recordando nuestros años en el Colegio, momentos y anécdotas de la infancia, Primaria y ESO.  Juegos, amigos, travesuras,  experiencias comunes entre compañeros y compañeras y con los profes…  Después, profundizamos  un poco más y en pequeños grupos hicimos un ejercicio de Memoria Agradecida. Desde los sentidos, evocamos vivencias en las que dimos gracias “por tanto bien recibido”, es cierto que,  como dice Ignacio de Loyola, el verdadero amor nace de un GRACIAS grande, sincero y profundo,a esas personas que nos han marcado en la vida. En casi todas las experiencias compartidas salían los abuelos…; fueron momentos emotivos.

Finalmente,  cada grupo con su tutor/a, compartimos con libertad acerca de lo que queremos estudiar el próximo año.  Y con la universidad y los estudios superiores, salió a relucir esa lucha interna sobre cómo tomar una decisión realista (la nota, las salidas profesionales…) o bien dar cabida a nuestras ilusiones, a nuestros sueños, al proyecto de nuestra vida. Nos dimos cuenta de que se hace necesario también crecer en confianza en nosotros mismos, en nuestras posibilidades para tomar estas decisiones y luchar por conseguir nuestras metas con el esfuerzo del estudio y el trabajo constante. Sabemos que la responsabilidad es nuestra y las consecuencias de nuestras decisiones también.

Pero, bueno, también sabemos que nuestros profes, tutores, compañeros y familia nos van a ayudar a hacer este camino. Somos la generación 2017-2018 que se va a graduar, ¡y queremos hacerlo juntos! Animados estamos, en el camino de vuelta pocos pudieron dormir con nuestros cantos, sevillanas y risas.

Desde aquí volvemos a gradecer a la Hermandad de Almonte que nos dejara su casa para poder vivir un año más esta gran experiencia

ozio_gallery_lightgallery

ARTÍCULO DE: 2ºBCT -  2ºBHS

El pasado jueves 5 de octubre los alumnos de Primero de Bachillerato asistimos a la convivencia en El Rocío. La mañana comenzó cuando llegamos allí y nos separamos en las dos diferentes clases que formamos el curso, ciencias y letras. Nos entregaron un papel, en el cual debíamos escribir los acontecimientos más importantes de nuestra vida, que luego estuvimos compartiendo y comentando con los demás compañeros y tutores. La segunda parte de esa actividad fue un cuestionario formado por preguntas con la finalidad de conocernos mejor. Seguidamente, tuvimos un descanso en el que desayunamos, antes de comenzar la siguiente actividad. Ésta estuvo basada en la línea de fuerza de este curso, 'sobre todo, gracias'. Los tutores nos mostraron unas imágenes que recordaban a los cinco sentidos, con ellas, nos pidieron que diésemos las gracias por las cosas que nos sugerían esas fotos. Fue un emotivo momento, en el que nos dimos cuenta todo lo que tenemos que agradecer y sobre todo, personas a las que les tenemos mucho que agradecer.

Esta convivencia nos ha ayudado a abrirnos un poco más a los demás, y a conocernos mejor, tanto a los compañeros como a los profesores, con lo cual se ha cumplido el objetivo principal de esta actividad. Al igual que también nos ha ayudado a reflexionar y a darnos cuenta de que debemos agradecer a nuestros seres queridos todo lo que han hecho y hacen día a día por nosotros.

En general ha sido una experiencia muy interesante que nos ha ayudado a sacar muchos aspectos positivos.

ozio_gallery_jgallery

ARTÍCULO DE:                                          Carla Manzano (1° BHS) y Laura Olivares (1° BCC)